Momentos de nostalgia y tristeza

Se dice que mucha gente vive en una burbuja constante, donde no se es consciente de qué pasa a su alrededor. Tengo la sensación de que esto no se cumple solamente con algunos sectores laborales, directivos o de profesionales deportivos donde salarios alcanzan grandes cotas de notabilidad. Hablo en el sentido más amplio que podamos pensar. Voy más allá, cuando no nos damos cuenta de las penas por las que pasa muchas personas en el día a día, y tampoco estoy refiriéndome a la crisis que estamos viviendo. Hablo de la salud. Cuando se dice que lo importante es la salud, además de ser un topicazo de tres pares de cojones, no deja por ello de ser una verdad imperante.

Los otros días, cuando mi padre llegaba de trabajar, su compañero de trabajo, amigo suyo y de la familia por supuesto, dio a mi padre un pedacito de carne de membrillo que hizo su mujer con todo el cariño del mundo. Esa mujer, enferma de cáncer, pasando calamidades y dolores varios, días antes de morir, dedicó su tiempo a aliviar a los suyos los días duros y venideros cocinando y arreglando sus últimos asuntos, los próximos y también se acordó de un servidor, sabiendo que adoro ese dulce y que todos los años, en temporada navideña, me dejaba su regalo. Esa gran mujer, ya no se encuentra entre nosotros, y en estos momentos, me encuentro comiendo ese manjar, escribiendo estas líneas y acordándome de ella y de toda su familia. Que en momentos tan dolorosos, tan traumáticos, pasando por el dolor más espantoso inimaginable, esa mujer se acordara de mí, como cada año, para que pudiera disfrutar de su cocina, aunque ella no pudiera verla, ni por supuesto yo pudiera agradecérselo, me hace pensar que merece la pena muchas personas-aunque en el día a día nos lo pongan muy difícil-. Momentos de nostalgia y tristeza inundan mi ser; y desde aquí se lo agradezco inmensamente. Allá donde estés Ani, que sepas que te echaremos mucho de menos y te recordaremos con el corazón. Un beso y un fuerte abrazo.

Anuncios

Acerca de Juani

Una persona absolutamente normal, que aunque no describa mucho, en defintiva lo es.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s