Martilleando

14 Nov 2010

El subversivo mundo de Lynch en Cabeza Borradora

Filed under: Cine — Juani @ 3:17

Es difícil enfrentarse a una cinta de David Lynch, más si sabes cómo se las gasta el director de Montana. Peor sería si no lo conocieras y te pusieran una de sus obras más características, podrías ponerte a llorar si no estás muy habituado a ver según qué tipo de cine y la persona que haya elegido el filme merecería la peor de las muertes posibles. Lo cierto es que a mí, personalmente, es un cine que me apasiona, que no toma al espectador por un completo inútil y que hace que puedas debatir sobre distintas teorías posibles sobre qué ha podido pensar el director en determinadas escenas. Muchas de las críticas que se ha llevado Lynch por esa forma de hacer cine, es que no lo hace a conciencia, que monta los fotogramas como pueda y que somos nosotros, los espectadores, los que formamos las teorías más absurdas y risibles posibles, intentando justificar su postura como sea; como actúa a fín de cuentas cualquier fanboy que se precie. Esa crítica está falta de fundamento desde el mismo momento en el que el director, en la cinta de Mulholland Drive destacó una serie de pistas para poder entender la película entera, sin dar conclusiones determinantes, solamente pistas. Así que me imagino que lo hace deliberadamente, que sus películas y sus montajes están así porque así lo quiere y sobre todo si atendemos a sus gustos por el arte y los estudios que ha cursado. Cabeza Borradora me gusta mucho y cuando le pego algún que otro revisionado más me doy cuenta de Lynch es un genio. Mi opinión sobre esta película ya la he expuesto en algún que otro foro y en perfiles como FilmAffinity.

Ya podíamos vislumbrar algunos detalles y características que serían el denominador común en los futuros proyectos y largometrajes de David Lynch, al menos en sus formas y estructuras narrativas. The Alphabet es un corto donde narra de manera idónea la complejidad patente en los procesos de aprendizaje por parte de cualquiera de nosotros a través de una retahíla de imágenes demoledoras, creando un proceso de distorsión y caos (dando a entender ese arduo y duro ejercicio de aprender algo nuevo) apasionante. En tan pocos minutos, y sin la necesidad de la disposición de actores, crea y denota el mensaje de manera más que correcta; y señores, eso no es nada fácil.

Su primera incursión en el cine fue un proyecto que le resultó bastante agotador, una cinta que él mismo escribió, produjo y dirigió de una forma sobresaliente. David Lynch tardó 5 años en terminar Cabeza Borradora, Eraserhead 1977, con problemas de dinero y subvenciones, tan solo, la ayuda de 10.000 dólares. En esta cinta tan personal, ya podemos apreciar, como dije antes, la estructura narrativa del cine lynchiano, ya podemos degustarlo y examinar exhaustivamente cómo quiere transmitir determinados mensajes e informaciones. Desde un primer momento el film nos sumerge de lleno en un aspecto visual terroríficamente atrayente, rodeado de sonidos punzantes y aberrantes que crean un ambiente de desconcierto realmente excelso. Pero con un pilar importantísimo como trasfondo, la imagen, lo visual alcanza cotas altísimas para transmitir el mensaje. Esos primeros minutos de Eraserhead, tan solo esos minutos, para darnos cuenta de que nos encontramos ante un director muy personal, tanto en la forma como en el mensaje, y eso a día de hoy, es importantísimo. El empleo de metáforas está llena en toda la cinta, todo muy insinuante, sin dártelo masticado, no te lo quiere mostrar, pero te lo muestra, con pequeños retazos de incalculable valor. Lynch ha caracterizado alguna de sus películas por este tipo de narrativa especial, no en todas ojo, en Una Historia Verdadera, aunque se nota la mano del director de Montana, la forma de transmitir el mensaje es distinta: ni mejor ni peor, diferente.

Pero si entramos en los aspectos argumentativos de la película, y sin apuntar los más que manidos spoilers, tenemos a un personaje decadente, rancio y con un desarraigo patentes conforme va avanzando los minutos, con una representación del mal impactante y con altos índices de denotar una represión sexual sin precedentes, referido al personaje de Henry Spencer. Un filme sobresaliente, que además sirve de inicio para una carrera muy particular, donde cada cinéfilo debe ver obligatoriamente, ya sea como punto de partida para conocer más sobre el cine que hace Lynch o como simple y mera curiosidad.

Anuncios

2 comentarios »

  1. Cabeza Borrador aún no la he visto. Con Lynch tengo una relación amor-odio. Mulholand Drive la he visto tres veces. La primera no me gustó nada, la segunda me gustó algo más, y la tercera, intenté analizarla y comprobar, tras leer bastantes foros, si tenía sentido. Finalmente, lo descarté y disfruté de la peli. Aunque no encuentre sentido a algunas partes, es casi hipnótica. Me encanta la escena (SPOILER) del director con los ¿productores? y el café.

    El problema es que a otras películas de Lynch no le encuentro el punto. Por ejemplo, Terciopelo Azul. No saqué nada en claro de ella.

    Un saludo.

    Me gusta

    Comentario por Sr. Aceite de Oliva — 14 Nov 2010 @ 20:14 | Responder

  2. Muy buenas. La verdad es que sí, también tengo esa relación de amor-odio, lo que pasa es que adoro y valoro el que alguien realice o haga un tipo de cine que se diference del resto, además una barbaridad. Caiga o no caiga en errores. Personalmente me han gustado casi todas las pelis de David Lynch, todas tienen algo de locura, de subversión, de paranoia y cómo lo cuenta, para mí es digno de elogio. Otra cosa es ya obras como Inland Empire, donde ya abusa mucho de ese lenguaje y es un quebradero de cabeza intentar sacar algo en claro de lo que él quiere decir. Tampoco estoy seguro si realmente él quiere que saquemos algo en claro con alguna de sus obras.
    Saludos.

    Me gusta

    Comentario por Juani — 14 Nov 2010 @ 23:12 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

El Tema 8

El tema 8 es como el primer amor: no se olvida nunca.

sintesis ni analisis

Periodismo en beta

filmschoolthrucommentaries

condensing commentaries to only the most VITAL film information

nascaranda

peliculas, cine, criticas y algo de literatura fantastica

Yanis Varoufakis

THOUGHTS FOR THE POST-2008 WORLD

En el margen

Historias de una niña con autismo

Francis (th)E mule Science's News

La Ciencia de la Mula Francis. Relatos breves sobre Ciencia, Tecnología y sobre la Vida Misma

ESPÍA EN EL CONGRESO

UNA COSA ES LO QUE SE DICE, OTRA LO QUE SE ESCRIBE...Y OTRA LA QUE SALE PUBLICADO (M. J. de Larra)

#CuentasClaras Cuentas Claras

Las cuentas claras en la financiación de partidos. Somos un grupo de ciudadanos que piensan que nunca se acometerán cambios importantes en contra de los intereses de los propios partidos políticos si no incrementamos la presión social divulgando información contrastada y por medio de protestas cívicas.

elrincondekelpie

Un lugar donde volcar mis opiniones y pensamientos

Bloguionistas

La voz de los guionistas en castellano

Un Mundo en Guerra

Más allá de la Batalla

Palomitas en los ojos

... pssi, hoy no he hecho nada de lo que me tocaba y he escrito esto.

Phenobarbital con Soda!

Las peripecias de una píldora viajera

El Blog de Torres Mora

Diputado socialista por Málaga en el Congreso.

Manantial 3.0

Torrente de letras...

A %d blogueros les gusta esto: